ALQUILA
MERCEDES CLASE V

Dicen que el todo en uno no existe, pero con el Mercedes Clase V tienes tanto un vehículo comercial para trasladar pasajeros como uno espacioso y cómodo para viajar en familia o con amigos. Ya lo consideres furgoneta o gran monovolumen, con él puedes abarcar a multitud de opciones y siempre con el sello de calidad de la marca Premium alemana.

Una furgoneta de lujo

Y es que transportar de todo es más fácil con un Clase V de tu lado, y además puedes hacerlo con todo confort y múltiples configuraciones de asientos, con hasta 8 plazas a tu disposición. Mercedes la ofrece en tres largos diferentes, pero el más equilibrado en prestaciones, espacio y practicidad es la de carrocería Larga, con 5,14 metros de longitud, lo que suponen 3,20 metros de batalla. 

Mercedes dota a la Clase V de su motor diésel de 2.0 litros y cuatro cilindros, ofreciendo entre 163 y 240 CV para que se pueda mover con total soltura. Asociado siempre irá un cambio automático y levas en el volante para mayor comodidad y despreocupación, y podrá ser de tracción trasera o total. 

A bordo es la primera clase del segmento sin ninguna duda. Amplios asientos en piel, todo tipo de reglajes y comodidades… nada que envidiar a un Clase S. Cuenta con iluminación LED de ambiente de colores, suelo enmoquetado, molduras de primera calidad, cuero en el volante y una posición de conducción digna de un turismo.

el compañero perfecto de viaje

No falta tecnología como su pantalla central de hasta 8,4” para el sistema multimedia y el navegador, la cual podemos controlar con un mando táctil o los botones en el propio volante. No nos falta conexión USB y toma de 12V.

Pero donde mejor se viaja es en sus plazas traseras, con gran amplitud y comodidad, con espacios para objetos y conexión de 12V en los laterales de las puertas. Por supuesto tenemos apoyabrazos en cada asiento del Clase V, estos son reclinables y podemos orientarlos a espaldas de la marcha. Las tres filas de asientos nos permiten tener configuraciones de entre seis y hasta ocho. En la tercera fila con los asientos individuales tenemos la misma comodidad y el mismo espacio que las plazas delanteras.

Adaptable a tus necesidades

Pero sin duda la versatilidad y modularidad del Mercedes Clase V es lo que más libertad nos da. Podemos desplazar los asientos a través de los raíles del suelo, simplemente abatirlos para ganar espacio en el maletero. Aquí también se puede colocar el equipaje con mayor facilidad, o incluso dividir la carga con una bandeja plegable. De serie tenemos 1.030 litros para meter maletas, bolsas, o lo que necesites. Incluso podemos tener una luneta trasera que se abre independientemente del portón. 

Con la Mercedes Clase V no fallarás, es un vehículo excelente de trabajo, aventura, para la familia o la escapada con el grupo de amigos. Una gran opción si necesitamos mucho espacio, con unas prestaciones y un comportamiento dinámico muy cercanas a las de un turismo cómodo y lujoso de la marca de la estrella.

datos técnicos y especificaciones

Abrir chat